Mina experimental Marcelo Jorissen, ETSIM, Madrid

miércoles, 18 de julio de 2018

Mina experimental Marcelo Jorissen

Detalle del castillete (Fot. J.M. Sanchis, 2006)

Acceder

Resulta difícil de creer que en pleno centro de Madrid, y a 25 metros bajo la superficie, se encuentre una mina de carbón. Experimental, eso sí. Bautizada con el nombre de quien fuera director de la Escuela de Ingenieros de Minas, el belga Marcelo Jorissen, se construyó entre 1963 y 1967. Dispone de una galería de 50 metros con diversos tipos de sostenimiento, vagonetas y su correspondiente trazado de vías, maquinaria de extracción y diversos elementos de ventilación, iluminación y bombeo.

Mina experimental Marcelo Jorissen

Galería (Fot. J.M. Sanchis, 2018)

Acceder

El objetivo de esta era el de facilitar las prácticas que los alumnos de la Escuela necesitaban efectuar, dada la ausencia de yacimientos minerales en la provincia de Madrid, simulando casos reales de construcción, fortificación, entibación e incluso realizar ejercicios de extracción con martillos neumáticos. La galería no pudo prologarse más ante la cercanía de los túneles del metro.

Mina experimental Marcelo Jorissen

Rozadora de brazo (Fot. J.M. Sanchis, 2018)

Acceder

Sobre la galería, y conectada con ella mediante un pozo de corto recorrido, se encuentra el castillete del pozo El Mirador, que estuvo funcionando en las minas de El Centenillo entre 1897 y 1963, y que fue donado a la institución en 1968 por la Sociedad Minera y Metalúrgica de Peñarroya.

Puedes ver la mina experimental en actividad en este documental del NO-DO: Una mina en el centro de Madrid, 1977.

0 comentarios :