TARTESO - El emporio del metal

lunes, 19 de diciembre de 2011

Inaugurado entre otros por Manuel Pimentel, de los días 14 al 17 de diciembre y en la Universidad de Huelva, se ha vuelto a hablar de Tartessos, la legendaria civilización del suroeste peninsular que citara Heródoto y que basó su economía en la agricultura y metalurgia.

TARTESO - El emporio del metal

Inauguración del Congreso (Fot. F. Penco Valenzuela, 2011)

Ampliar

Ante más de 250 personas el profesor José María Blázquez, miembro de la Real Academia de la Historia y máxima eminencia en Historia Antigua peninsular, iniciaba el congreso con una ponencia en la que estableció vínculos y contactos entre las escarpadas costas de la minera Chipre y el suroeste peninsular, hacia finales del segundo milenio AC.

TARTESO - El emporio del metal

En el centro de la imagen el profesor JM. Blázquez durante su ponencia (Fot. F. Penco Valenzuela, 2011)

Ampliar

En lo que a la minería y metalurgia respectan, se habló en el tercer día de la reunión, cuando en la 5ª Mesa: Producción del metal y las relaciones comerciales de Tarteso, moderada por Martín Almagro, tomaron asiento Rovira Llorens, A. Margarida Arruda, Pérez Macías, Jean-Paul Morel y Paul Craddock.

TARTESO - El emporio del metal

Para Blázquez, terminando el II milenio AC, los contactos entre Chipre y el suroeste peninsular fueron una realidad

Ampliar

Pérez Macías, profesor de la universidad de Huelva y gran conocedor de los antiguos asentamientos mineros de la Faja Pirítica, explicó que la producción de cobre y plata se practicaba ya en la zona desde en el II milenio AC y que los metales debieron de ejercer cierta atracción desde el Mediterráneo, actuando su región central como espolón entre ambas orillas, la greco-oriental y la occidental o tartésica.

TARTESO - El emporio del metal

Segunda edición de Tartessos de Adolf Schulten

Ampliar

Paul Craddock, del Departamento de Conservación del British Museum, y para muchos la principal autoridad en arqueometalurgia, sugirió que los primeros tartesos usaron tecnologías metalúrgicas distintas a las empleadas en la parte oriental del Mediterráneo.

TARTESO - El emporio del metal

Pectoral de oro del tesoro tartésico del Carambolo, Camas (Sevilla)

Ampliar

Por esta misma línea anduvo Rovira Llorens, del Museo Nacional de Arqueología, quien argumentó que hacia el año 1000 AC, pueblos del sur peninsular llegaron a dominar unos procesos nuevos y desconocidos. Obtenían plata a partir de cobres argentíferos: “El toque de atención nos lo dio la presencia de copelas en las que aparte de litargirio y silicatos de plomo se detectaban altos porcentajes de óxido de cobre y silicatos complejos con plomo y cobre. De esta técnica que, hasta la fecha sólo se ha podido constatar en nuestro país, pudieron haber aprendido los fenicios”, explicó el investigador.

TARTESO - El emporio del metal

Cartel del Congreso

Ampliar

Textos y Fotos de Fernando Penco Valenzuela

0 comentarios :